Mystery Shopping en Ecuador

Apostar a engrosar la cartera de clientes, cuando aún no se ha hecho lo suficiente por fidelizar los clientes actuales, o por garantizar su satisfacción, puede ser una estrategia equivocada. En todo caso primero habrá que asegurarse de que se está atendiendo como se debe a los clientes ya existentes, o que se les está brindando un servicio de buena calidad; de otra forma lo que se sume por un lado se perderá por el otro, ya que es sabido que un cliente insatisfecho no tarda en emigrar hacia la competencia, en particular en estos tiempos tan veloces. En este contexto cobra aún más importancia efectuar monitoreos de evaluación de performance del tipo mystery shopping, en toda clase de empresas de Ecuador, ya que es el camino ideal para comprobar qué tan bien se está trabajando en la compañía en los sectores que interactúan con clientes.

Un mystery shopper visitará su negocio en Ecuador ataviado como si fuese otro cliente más, y por lo tanto se comportará como cualquier consumidor: observará la mercadería, recorrerá el local, hará preguntas, efectuará una compra, devolverá algún artículo, solicitará algún servicio, etc.-. Y todo eso con el fin de revisar qué tan aceitado está el circuito. Entre otros factores relevantes este auditor o cliente misterioso procurará registrar cuán atento es el personal a la hora de relacionarse con la clientela, qué imagen deja, cuán agradable es en términos generales la apariencia de la tienda, si los productos son de buena calidad y están atractivamente presentados, si al cliente se le ofrece una determinada promoción o no, etc. De este modo encubierto en realidad lo que estará haciendo es efectuar una evaluación de todas estas variables, de modo tal de medir la calidad de la respuesta que se le da a los clientes en un local en particular, o en varios, en función de lo que se pacte a la hora de contratar la consultoría.

Conozca más acerca de nosotros

Cliente Incógnito en Ecuador

En definitiva lo que hace el auditor o cliente fantasma es valorar cómo están funcionando los mecanismos de atención en las cadenas mayoristas o minoristas de Ecuador, en forma totalmente profesional y discreta. Al efectuar su tarea sin darse a conocer, el consultor encargado de efectuar este monitoreo evita que los empleados le prodiguen un trato especial, y de tal suerte recibe la misma clase de atención que cualquier otro consumidor normal.

Este es el espíritu del Mystery Shopping: revisar procesos, tareas y performances, para radiografía cómo se está trabajando y ofrecer así bases ciertas sobre las cuales plantear mejoras en las empresas de Ecuador. Mejoras que por otra parte les permitirán a las compañías reforzar la lealtad de sus compradores habituales, e incluso a invitarlos a invertir más en la tienda. Esto último resulta esencial hoy en el mundo empresario, puesto que está más que estudiado que aumentar las ventas sobre la base de clientes existentes es infinitamente más barato que invertir para conseguir el favor de nuevos consumidores.

Cliente Misterioso en Ecuador

En definitiva el auditor que trabaja bajo este sistema de cliente fantasma es una suerte de inspector de servicios en las firmas de Ecuador. Y con su accionar ayuda a optimizar el modo que se trabaja en las áreas encargadas de dar servicio o atender a diario a la clientela.

Enfocado en relevar detalles a veces muy concretos del circuito de adquisición o servicio en lugares como cines, restaurantes, sucursales bancarias, tiendas minoristas o locales de cadenas, por ejemplo, el auditor que se desempeña como cliente incógnito en toda esta clase de locales de Ecuador debe estar muy bien entrenado para realizar un diagnóstico minucioso y certero. Porque luego le tocará elaborar un informe completo.

En T&A Consultores contamos con un equipo de especialistas adecuadamente capacitados para desarrollar esta tarea con estándares muy cercanos a la excelencia. 20 años de trayectoria brindando servicios de Mystery Shopping nos colocan en una situación ideal para aportar valor real a las compañías en Ecuador, de modo tal que puedan obtener beneficios muy tangibles a partir de la auditoría. ¡Comuníquese!.